PrincipiosParaVivir A.C.
Más ideas de PrincipiosParaVivir
El verdadero amor empieza con morir. ¿Cómo podemos decir que morimos a nosotros mismos pero vivimos para nosotros?

El verdadero amor empieza con morir. ¿Cómo podemos decir que morimos a nosotros mismos pero vivimos para nosotros?

En ocasiones enseñamos un Cristianismo pasivo. Es aquel que nos enseña a no hacer nada. Eso pasa también cuando tenemos una religión que nos enseña a no hacer nada.

En ocasiones enseñamos un Cristianismo pasivo. Es aquel que nos enseña a no hacer nada. Eso pasa también cuando tenemos una religión que nos enseña a no hacer nada.

Entregar nuestras vidas por el evangelio es lo mejor. Los beneficios a largo plazo están fuera de este mundo.

Entregar nuestras vidas por el evangelio es lo mejor. Los beneficios a largo plazo están fuera de este mundo.

¿Has perdido tu vida a causa de su nombre? Eso es lo que significa seguir a Jesús.

¿Has perdido tu vida a causa de su nombre? Eso es lo que significa seguir a Jesús.

Cristo es el camino. Podemos tomarlo o dejarlo pero no podemos remplazarlo

Cristo es el camino. Podemos tomarlo o dejarlo pero no podemos remplazarlo

Si queremos tener Victoria sobre el pecado, debemos continuar leyendo la Biblia a pesar del pecado.

Si queremos tener Victoria sobre el pecado, debemos continuar leyendo la Biblia a pesar del pecado.

La llave para resolver el enojo es comprometernos a ser Siervos del amor. La definición de este amor es una entrega incondicional de nosotros mismos a otros mientras no exigimos las cosas a nuestro modo.

La llave para resolver el enojo es comprometernos a ser Siervos del amor. La definición de este amor es una entrega incondicional de nosotros mismos a otros mientras no exigimos las cosas a nuestro modo.

Proverbios 13:12 Que tus expectativas estén en el Señor y no en el hombre

Proverbios 13:12 Que tus expectativas estén en el Señor y no en el hombre

Mateo 6:34 Nuestro mundo se está moviendo muy rápido. Aprendamos a detener nuestra carrera. ¿Cual es la prisa?

Mateo 6:34 Nuestro mundo se está moviendo muy rápido. Aprendamos a detener nuestra carrera. ¿Cual es la prisa?

Proverbios 3:5 Cuando depositamos nuestra Fe en Dios deberíamos quitarnos nosotros mismos.

Proverbios 3:5 Cuando depositamos nuestra Fe en Dios deberíamos quitarnos nosotros mismos.