Pinterest • El catálogo de ideas global

Las primeras monedas oficiales se acuñaron en Lidia (un pueblo hoy en Turquía), aproximadamente entre los años 680 y 560 a. C. Su nombre proviene de que se acuñaban junto a los templos de Juno Moneta, protectora de los fondos. En su origen, moneta derivaba de la palabra latina monere: advertir, recordar, enseñar. Con el tiempo tomó el significado de acuñar, y acabó en la moneda actual del español, monnate en francés, money en inglés o münze en alemán.

1